Daily Devotionals
KCM
El consejo del Señor Gloria Copeland 19 August Busqué a Jehová, y él me oyó, y me libró de todos mis temores.

En la actualidad, muchos cristianos dependen de la consejería de otros. Ellos creen que la Palabra declara: “Si hay un enfermo entre ustedes; vayan pidan consejo y que el pastor ore por él”. Sin embargo, eso no es lo que está escrito. Permítame contarle que el único consejo que lo sacará de problemas será el del Señor. Kenneth y yo lo sabemos por experiencia. Por ejemplo: Hace unos años, este ministerio enfrentó serios problemas financieros. Debíamos millones de dólares, y sin importar nuestros grandes esfuerzos; simplemente no encontrábamos la manera de saldar esa deuda. Entonces, Kenneth comenzó a buscar la sabiduría de Dios. En oración preguntó: «Señor, ¿cuál es el verdadero problema?». Luego, calló y escuchó el consejo del Señor. Y ciertamente, lo recibió. Dios le manifestó: Da el diez por ciento de los primeros ingresos netos del ministerio. En realidad, esas instrucciones no tenían sentido para una mente natural. Parecía una insensatez. Sin embargo, fuimos lo suficientemente “insensatos”, y las obedecimos. Y por supuesto, al cumplirlas, Dios nos libró de esa deuda. Permíteme advertirle, nunca comprenderá el consejo del Señor con su propia mente. Él es mucho más inteligente que usted, y algunas veces Su consejo nos parecerá como si fuera algo insensato. Debemos llegar a un punto en la fe donde sencillamente confesemos: Dios, me doy cuenta que eres mucho más inteligente que yo; por eso, obedeceré Tus instrucciones. Recuerde que Dios no irrumpirá en su vida con Su sabiduría, Jesús esperará que usted se vuelva a Él y lo busque. Usted debe actuar según Salmos 34:4: «Busqué a Jehová, y él me oyó, y me libró de todos mis temores». Proverbios 8-9; Salmo 3 Yo busco al Señor y Él me escucha. El Señor me libra de todos mis temores (Salmos 34:4).

Scripture Reading: Salmo 34