Daily Devotionals
KCM
El poder del amor Kenneth Copeland 01 November Porque en Cristo Jesús ni la circuncisión vale algo, ni la incircuncisión, sino la fe que obra por el amor.

Antes me preguntaba por qué los creyentes no veíamos el poder de Dios manifestarse más entre nosotros. Con lo que sabíamos de la fe y de la Palabra, me parecía que debíamos estar viendo más señales, más prodigios y más milagros. Así que un día pregunté al Señor: “Señor, ¿por qué no vemos con más frecuencia el poder de Dios en la Iglesia?” Y me respondió que la razón era que aún no andábamos en el amor como debíamos hacerlo.

Dios quiere que tengamos poder. Pero, primero, Él tiene que estar seguro de que vamos a utilizar ese poder en amor y que no vamos a mezclarlo con la condenación y la crítica para juzgar severamente a los demás.

“Kenneth – me dijo el Señor – , no puedo respaldar tus palabras con mi poder en el culto del domingo por la mañana, si después vas a insultar a alguien porque se metió en el carril por donde ibas en la carretera. Seguramente lo harías volar en mil pedazos. No puedo permitir que el poder del Dios Todopoderoso salga a todo volumen de la boca de un necio sin misericordia”.

Luego el Señor me recordó de la vez que llevé a mi hijo, Juan, de cacería. En ese entonces Juan era lo suficientemente grande como para evitar que el arma lo tirara de espaldas cada vez que apretaba el gatillo. Yo estaba enseñándole a disparar, y él estaba aprendiendo a hacerlo muy bien.

Ese día íbamos caminando por la granja de los abuelos de Gloria, y Juan vio una de las arañas más grandes que yo jamás había visto. Iba subiendo por la pared del granero. Cuando Juan la vio, le apuntó con la escopeta. Si yo no lo hubiera detenido, él le habría disparado. Él no pensó que iba a hacer un gran agujero en el granero. Desde mi perspectiva de adulto, sabía que eso era una tontera, pero Juan no podía verlo porque estaba mirando con los ojos de un niño.

¿Quiere que Dios le ponga una escopeta de poder espiritual en su mano para que pueda que haga volar en mil pedazos las obras del diablo? Entonces enfóquese en el amor: búsquelo, practíquelo, estúdielo y crezca en él, y podrá ver el poder de Dios operando por medio de usted.

Scripture Reading: Romanos 13:8-14